Una vida sobrenatural en Dios

Era un tarde calurosa de un día de verano, y un joven acababa de llegar de uno de los habituales servicios de domingo de su iglesia y se sentía algo triste. Pues no solo había pasado una mala noche, sino que a demás dentro de si se encontraba con sentimientos encontrados.

Dentro de el habían preguntas como ¿llegare a tener novia?, ¿cuando me casare?, ¿sera que algún día podre tener éxito?, ¿sera que Dios me quiere usar a mi?, ¿cuando el Señor me levantara en el ministerio?

¿Por que? y ¿cuando? Eran la gran mayoría de preguntas que desde la noche anterior invadían su mente.

Este joven al llegar a su cuarto se apachurro en la silla que estaba delante de su computadora y pensó. <>. Comenzó su labor. Según él el proceso curativo para olvidar todas las preguntas que lo invadían.

Luego de un rato de estar delante de la computadora se le ocurrió una de esas grandes ideas que solo a los genios mas geniales se le pueden ocurrir. Dijo: <<voy a entrar a mi Facebook para conocer un poco mas sobre mis amigos y amigas… quiero saber mas acerca de que es lo que les gusta, o lo que no les gusta>>.

Tecleo rápidamente www.facebook.com y entro. Paso uno rato, y luego no solo seguía desanimado; sino que ahora estaba horrorizado. Pues nunca se imagino que los jóvenes de su iglesia. Sus amigos y amigas colocarían tal barbaridad de cosas inadecuadas en sus perfiles.

Al igual que el joven de esta historia, todos en algún momento de nuestra vida tenemos momentos difíciles. Eso es algo que sucede no importan si somos buenos o malos, o si somos personas consagradas a Dios o no.

Son esos momentos precisamente donde cada joven o señorita debe buscar su socorro en Dios y no tratar de auto-resetarse LA CURA PARA TODAS LAS DIFICULTADES. Pues en primer lugar no existe y en segundo lugar la solución a nuestros problemas se encuentra en Dios y no en alguien, o algo.

En este post quiero presentarte algunos ideas para que puedas vivir una vida sobrenatural en Dios.

Claro, esta no es una lista final. Pero si contiene una serie de hábitos que te pueden ayudar en todo momento, tanto cuando este en la cúspide de tu carrera, como cuando este como este joven lleno de interrogantes y hasta lo mas bajo emocionalmente hablando.

Ora y adora a Dios

Sea bueno o malo como creyentes debemos aprender a alabar a Dios. Sabiendo y confiando que sus planes para nuestra vida van mas haya de como nos sintamos.

Personalmente he descubierto que cuando estoy deprimido o triste y tomo tiempo para adorar a Dios; no solo me olvido de mi situación, sino que también puedo sentir como el Señor me fortalece.

Algunas veces lo he ilustrado así: “es como que llego delante de la presencia del Señor y le digo: Padre ya no aguanto, no puedo mas. En esos momentos de tanto dolor es como que el amor de Dios me cubre. Y escuchara que me dice Miguel. Tu puedes hijo… vamos intentalo una vez mas. Por eso amigas y amigos es importante pasar tiempo adorando a Dios pues en esos momentos entregas todo lo que somos y nos enfocamos mas en El y no tanto en nosotros.

Lee y medita en la Palabra de Dios.

tal y como yo no podría sobrevivir una semana sin comer, ni tomar nada. Así tampoco nuestro ser espiritual puede permanecer sin recibir el alimento de la Palabra.

Y es que la Palabra de Dios amigas y amigos cumple en nuestras vidas varias funciones como: nos muestra cual es la voluntad de Dios, nos confronta cuando estamos mal, nos llena de consuelo en el tiempo que mas lo necesitamos, nos demanda el ser mejores siervos de Dios. Etc.

En fin, el leer y meditar en la Palabra de Dios nos lleva a parecernos mas a Jesús. De ahí que es importantísimo que diariamente tomes tiempo para realizar tu devocional.

Recuerda las personas no comen una vez por semana para aguantar el resto. Así tampoco, los creyentes deberíamos leer la Palabra un día a la semana pensando que eso es suficiente para ayudarnos a llegar hasta el domingo próximo.

Busca material que aporte valor a tu vida.

Bien puede ser que veas una excelente película como “Venciendo a los gigantes”; o un leas excelente libro como el “anhelo de mi corazón” de David Jeremiah; o que oigas  una predicación o un disco musical, todo esto te ayudara a mantenerte enfocado en Dios.

La cuestión esta en que lo que tu lees, escuchas y ves define a largo plazo lo que tu seras. Así que si tu inviertes tiempo en buscar material que te edifique. Estoy seguro que llegaras a ser una persona que anhelara diariamente ser mas obediente a Dios. Y no solo ser obediente sino también honrarle con todo tu ser.

Concluyo con esta frase: “Un hombre ama a su esposa porque la conoce.” De la misma manera un creyente que diga que ama a Dios debe estar consiente que ese amor lo debe impulsar a pasar tiempo que El para conocerle mas y mas.

Así que te invito a que te hagas las siguientes preguntas

¿Amas tu a Dios? Y ¿si le amas que tanto le conoces?

Te invito a que desde hoy comiences a:

  • Orar y adorar a Dios.
  • Leer y meditar en la Palabra de Dios.
  • Leer, ver y escuchar material que aporte valor a tu vida.

Bendiciones.